Legalidad formal versus desempeño ético

Entre las muchas, muchísimas cosas que esta pandemia le está enseñando a la Administración, destaca la de que existe otra manera de trabajar. En efecto, esta crisis ha impulsado definitivamente una nueva forma de funcionar en las organizaciones públicas: teletrabajo, horizontalidad y trabajo en equipo en lugar de jerarquía y departamentalización, liderazgo integrador en lugar de mando, enfoque práctico de los problemas en lugar de un exceso de legalismo formal… Por tanto, más que crear otro paradigma o esa otra manera de hacer las cosas, esta situación ha revelado que dicha manera, cuya existencia evidentemente muchos conocíamos, es la correcta. Mas lo correcto, dirían muchos hooligans de la legalidad formal, es lo que dice la Ley. “Cumplir la Ley a rajatabla equivale a ser recto”. Pero existe, en definitiva, otra manera de entender la rectitud. En realidad la única manera de ser recto: la manera ética. Un numeradofoliado jamás lo entendería.

Como ya dije en esta entrevista, “El hecho de que haya que cumplir con las obligaciones de transparencia, que me parece estupendo, no obsta a que tengamos que cumplir con esas obligaciones de rendición de cuentas y de gobierno abierto, que al fin y al cabo es lo que diferencia una buena gestión de una mala gestión. Ya digo que no es tanto, en mi opinión, una cuestión de cumplimiento formal, de encaje en un procedimiento, y la posibilidad de publicar algunas cosas, como la posibilidad de tener respuesta ante una posible fiscalización posterior de nuestra gestión. Esa fiscalización, obviamente, la hace un interventor y el Tribunal de Cuentas, o los Tribunales de justicia, pero también el ciudadano. Por tanto, creo más en la rendición de cuentas que en la transparencia formal o que en el procedimiento puro y duro”.

De acuerdo con este razonamiento, un gestor público debería ser capaz de explicar por qué ha actuado como ha actuado ante determinado problema. Si lo ha enfrentado de manera satisfactoria, o si, al menos, las razones que le movían eran legítimas y razonables, debería poder salir airoso de cualquier fiscalización (formal y política), aunque el respeto por el procedimiento no haya sido el máximo. Y también tenemos que pensar en la eficiencia y la eliminación de la burocracia. Como dijo @alorza:

“Yo he visto gastar cientos de euros para recuperar un céntimo de un mal redondeo en una factura”. 

A lo mejor es el momento de dejar correr ese céntimo… Conste que no estamos diciendo que se prescinda del procedimiento, en absoluto, ni de las reglas del juego que establecen leyes importantísimas para el buen funcionamiento de las instituciones como la de contratos, pero debe entenderse que nos movemos en un escenario crítico en el que salvar una vida está por muy por encima del párrafo tercero de algún Real Decreto casi olvidado. O quizá de un Decreto que no es ni “Real” (aunque sí real), porque es anterior a la democracia. Pero hay que responder ante la realidad, no ante el párrafo tercero. Una realidad ultra compleja que nos abruma no se gestiona invocando esos párrafos incompresibles con absoluta frialdad y desconexión del mundo de los mortales, sino a través de la cintura, del sentido común, de la inteligencia colectiva, de la comunicación, de las habilidades blandas (soft skills)… A través de la empatía y de la vocación de servicio público, que no es otra cosa que querer ayudar a las personas y hacer del mundo un lugar mejor.

Por eso nunca me han agradado los cursos teóricos, esos que nos recuerdan la asignatura de Lengua de la escuela porque parecen de clases de análisis sintáctico de los preceptos legales. Por eso creo más en la autoformación y, sobre todo, en el aprendizaje. Porque usted no encontrará la solución a un problema real en la Ley. Y mucho menos hallará la solución a un problema moderno en una Ley antigua. Salvo en una, el Código Civil, cuyo texto inmortal vive dentro de una cámara del tiempo, criogenizado y listo para ser aplicado en cualquier momento. El artículo que mejor representa esta afirmación es, por supuesto, el 3:

“Las normas deben interpretarse teniendo en cuenta los antecedentes históricos y legislativos y la realidad social del tiempo en que han de ser aplicadas, atendiendo fundamentalmente a su espíritu y finalidad”. (artículo 3 del Código Civil).

Buen gobierno no es encorsetamiento formal. Buen gobierno es buena gestión. Y en la buena gestión, primero se soluciona el problema y luego se busca el acomodo legal. La ecuación no funciona al revés, porque si primero buscas el párrafo tercero después la solución ya se te habrá puesto muy cuesta arriba. Créanme, sé de lo que hablo.

A ver si aprendemos a trabajar…

C7FA8D47-E9B8-4B64-8224-AA07569EF8C2
Evolución del trabajo. Fuente: C&D | Latam Business School

A ver si aprendemos a interpretar las normas.

A ver si aprendemos a tener criterio: di no sin culpa; di sí sin miedo.

A ver si aprendemos lo que es el servicio público.

Y después, como dijo Xavier Marcet, haz lo correcto:

“Los mejores profesionales son gente buena y buena gente. La ética es un arma arrojadiza en manos de los mediocres y es el estímulo silente de la gente consistente. Acordémonos de Drucker y la importancia no solamente de hacer las cosas bien sino de hacer las correctas”.

© TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS. NOSOLOAYTOS. WEB OFICIAL DE VÍCTOR ALMONACID LAMELAS 2020. AVISO LEGAL.

3 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Manolo dice:

    Adaptarse a la realidad social que nos toca vivir. Ser justos, ecuánimes y empaticos. Y aplicar el sentido común.

  2. Luis Adolfo Meneses Romero dice:

    Sin Eficacia, sin oportunidad y sin servicio idóneo a los ciudadanos, entonces la Gestión Pública solo es un pesado lastre que se vuelve en un parásito que corroe y envenena el futuro de la Sociedad. 🖊️

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s